Presenta Xóchitl Gálvez iniciativa para garantizar CNDH autónoma

La senadora del Partido Acción Nacional, Xóchitl Gálvez Ruiz, presentó una iniciativa de reforma a diversos artículos de la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) para garantizar su autonomía y evitar que militantes partidistas asuman la presidencia del organismo.

Señaló que la elección de la persona titular de la CNDH debe ser impecable para garantizar la autonomía de este organismo que defiende los derechos humanos de la ciudadanía frente al poder del Estado.

Lamentó que, en la elección de noviembre pasado, con la cual Rosario Piedra Ibarra asumió la titularidad de la CNDH, se registraron diversas irregularidades como no cumplir con el requisito de mayoría calificada como lo marca la Constitución.

Además, indicó que no se comprobó la autonomía de la ahora titular con el Presidente de la República ni del partido Morena, ya que fue candidata a un puesto de elección popular en la última elección y se desempeñó en un cargo de dirección o consejo en la estructura de dicho partido en el estado de Nuevo León.

“Hoy, la CNDH no ha emitido ninguna recomendación por el mal manejo de la pandemia en nuestro país. Tampoco ha emitido recomendaciones en favor de niños con cáncer o en contra de feminicidios o por violencia de género. Sin duda, nombrar a una persona sin experiencia y sobre todo cercana al jefe del Ejecutivo tiene consecuencias”, aseguró.

La senadora explicó que la iniciativa propone que se especifique que los candidatos a ocupar la titularidad de la CNDH no hayan desempeñado cargo en algún comité directivo o ejecutivo nacional, estatal o municipal, durante los dos años previos a su designación.

Propone también exigir que los aspirantes no hayan sido miembros de algún consejo nacional o estatal en algún partido político, ni haber sido candidatos, propietario o suplente, a algún cargo de elección popular federal, estatal o municipal.

Para mayor transparencia, la legisladora plantea que al elegir a quien encabezará la CNDH, la votación en el Senado de la República sea nominal y no por cédula.

“Poca legitimidad tendrá una persona titular de la defensoría de los derechos humanos de la ciudadanía que esté subordinada al Poder Ejecutivo e ignore cuando una institución federal, estatal o municipal cometa una violación de derechos humanos”, afirmó la senadora.

Gálvez Ruiz indicó que estas reformas contribuyen a fortalecer la autonomía de la CNDH, evitando que la designación de su titular se dé de manera discrecional o que dicho cargo recaiga en personas que afecten la independencia.

“No puede ser más importante un cuadro de Francisco I. Madero que el derecho de las mujeres.  No se puede desdeñar la causa de las mujeres para externar solidaridad con Rosario Piedra Ibarra. Hoy las senadoras y senadores debemos ser responsables y cambiar la legislación a favor de las y los mexicanos”, finalizó.

ooOoo

Ciudad de México, 8 de septiembre de 2020

Comunicado de la oficina de la senadora Xóchitl Gálvez Ruiz

Senadora Xóchitl Gálvez Ruiz, para presentar iniciativa con proyecto de decreto por el que se reforman los artículos 9º, fracciones I y IV; 10 Ter, primero y segundo párrafos y se adicionan los incisos a), b) y c), al primer párrafo de la fracción IV del artículo 10 Bis, recorriéndose el subsiguiente, todos de la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos; así como se reforma el artículo 61, fracción VII de la Ley de Amparo, Reglamentaria de los artículos 103 y 107 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

 

 

8 de septiembre de 2020

Versión de la intervención en tribuna de la senadora Xóchitl Gálvez Ruiz, para presentar iniciativa con proyecto de decreto por el que se reforman los artículos 9º, fracciones I y IV; 10 Ter, primero y segundo párrafos y se adicionan los incisos a), b) y c), al primer párrafo de la fracción IV del artículo 10 Bis, recorriéndose el subsiguiente, todos de la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos; así como se reforma el artículo 61, fracción VII de la Ley de Amparo, Reglamentaria de los artículos 103 y 107 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos

Muchas gracias, Presidente.

Compañeras y compañeros senadores.

Elegir la persona titular de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos debe ser impecable para garantizar la autonomía de la institución que defiende los derechos humanos de la ciudadanía frente al poder del Estado.

No fue así en la elección de noviembre pasado, tras la cual Rosario Piedra Ibarra asumió el cargo como titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

Entre otras irregularidades, no se cumplió el requisito de mayoría calificada exigido por la Constitución.

No se comprobó la autonomía e independencia de la señora Piedra Ibarra, del Presidente ni del Partido Morena, ya que fue candidata a un puesto de elección popular en la última elección y desempeñó un puesto de dirección o consejo en estructura de dicho partido en el estado de Nuevo León.

Por ello, presento una iniciativa para que se especifique que en un plazo de dos años previos los candidatos no hayan desempeñado cargo en algún comité directivo o ejecutivo nacional, estatal o municipal ni haber sido miembros de algún consejo nacional o estatal en algún partido político ni haber sido candidato o candidata propietario o suplente en algún cargo de elección popular, federal, estatal o municipal.

Llevar a cabo una evaluación por parte de especialistas a fin de seleccionar un perfil de candidato en el que prevalezca el mérito, la preparación y la experiencia.

Que una terna solamente pueda ser presentada ante el Pleno una sola vez, así como integrar una nueva en las que no podrán figurar ninguno de los candidatos rechazados.

Que la votación sea nominal y no por cédula.

Dar cabida al amparo en caso de improcedencia de la designación de una persona o candidato.

Poca legitimidad tendrá una persona titular de la defensoría de los derechos humanos de la ciudadanía que esté subordinada al Poder Ejecutivo e ignore cuando una institución federal, estatal o municipal comete una violación de derechos humanos.

Estas reformas contribuyen a evitar la discrecionalidad o imposición de un candidato, candidata que afecte la autonomía, independencia e impida garantizar que la Comisión Nacional de Derechos Humanos pueda fungir como contrapeso natural de las acciones de gobierno que deben ser.

Hoy, 6 de septiembre, las instalaciones de la Comisión Nacional de Derechos Humanos están tomadas por víctimas que exigen justicia por violación a sus derechos humanos.

Hoy el organismo sigue sin dar respuesta.

Hoy la Comisión Nacional de Derechos Humanos no ha emitido ninguna recomendación por el mal manejo de la pandemia en nuestro país, tampoco ha emitido recomendaciones en favor de niños con cáncer o en contra de feminicidios o por violaciones de género.

Hoy la Comisión Nacional de Derechos Humanos no respetó los derechos humanos de sus propios trabajadores al despedirles de manera desaseada.

Sin duda, nombrar a una persona sin experiencia y, sobre todo, cerca al jefe del Ejecutivo tiene consecuencias, no puede ser más importante un cuadro de Francisco I Madero que el derecho de las mujeres.

No se puede desdeñar la causa de las mujeres para externar solidaridad con Rosario Piedra Ibarra.

Hoy las senadoras y senadores debemos ser responsables y cambiar la Constitución a favor de todas y todos los mexicanos.

Muchas gracias, compañeros.

ooOoo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *