Senador Damián Zepeda Vidales: exhorto al Ejecutivo Federal a respetar la autonomía del Banco de México

Intervención en tribuna del senador Damián Zepeda Vidales para referirse al dictamen de la Comisión de Gobernación, por el que se desecha proposición con punto de acuerdo por la que se exhortaba al Ejecutivo Federal a respetar la autonomía del Banco de México.

 

 

 

 

 

24 de noviembre de 2022

Versión de la intervención del senador Damián Zepeda Vidales para referirse al dictamen de la Comisión de Gobernación, por el que se desecha un punto de acuerdo que exhortaba al Ejecutivo federal a respetar la autonomía del Banco de México

Con su venia, presidenta.

Y la venia de esta Asamblea.

Me parece que el presente dictamen es un tema relevante de fondo que no debe de ser tomado a la ligera, se quiere desechar una propuesta que se hizo para hacerle un llamado al Poder Ejecutivo, al Presidente López Obrador, para que respete la autonomía e independencia del Banco de México.

Hace unos meses, ustedes recordarán, que el Presidente anuncia que el Banco de México, un órgano que tiene autonomía constitucional, había determinado aumentar la tasa de interés, como saben, tiene el mandato de buscar la estabilidad económica, particularmente control de inflación y lo usa a través de varias herramientas, la principal el ajuste de la tasa de referencia, la tasa de interés.

Pues resulta ser que el Presidente López Obrador, en una clara invasión a la autonomía y a la independencia del Banco de México, le anuncia al país algo que no le compete, que está fuera de su esfera de facultades, que le corresponde a un organismo autónomo independiente que tiene credibilidad y que por esa independencia y por esa autonomía sus decisiones son respetadas por los mercados tanto a nivel nacional como a nivel internacional.

Se disculpó el Presidente días después, pero a mí me parece que pinta de cuerpo entero el desprecio y la invasión continua y constante que el Presidente de la República hace hacia el resto de los poderes y, particularmente, hacia los organismos autónomos en México.

En México, le guste o no a quien hoy está gobernando, existe división de poderes, tenemos un Poder Ejecutivo que tiene entre sus facultades precisamente el ejecutar las políticas públicas; tenemos un Poder Legislativo que le corresponde legislar, hacer las leyes, darnos las reglas que nos gobiernan nuestro día a día y que tiene facultades de control constitucional; y tenemos un Poder Judicial que debe ser juez, que debe de garantizar que se imparta justicia en México que lamentablemente le teme a asumir su facultad como hoy  lo vimos en la decisión de ministros y ministras que decidieron no proteger los derechos humanos de los mexicanos y permitir que continúe la violación sistemática de derechos humanos con la privación preventiva oficiosa que malamente se interpreta como prisión automática en México.

Bueno, pues es tal el caso que el Presidente no le gusta esta división y constantemente está entrometiéndose en el Poder Legislativo, en el Poder Judicial y ni qué decir en los órganos autónomos.

En México la historia nos ha llevado a quitarle poder al presidencialismo, tenemos una herencia maldita de un presidencialismo exacerbado en donde se cree que el Presidente lo es todo poderoso y casi casi Dios, en donde simplemente lo que diga se tiene qué hacer.

Afortunadamente a lo largo de la historia le hemos ido quitando poder a esa Presidencia de la República, pero se resiste, se resistía antes y se resiste hoy a respetar que órganos autónomos independientes tengan facultades y, por eso, vemos los ataques al órgano encargado de acceso a la información, por eso vemos los ataques al INE, por eso vemos que no manda las propuestas de la Comisión Federal de Competencia y que hoy la Corte está teniendo qué decidir porque al Presidente no se le antoja mandar las propuestas que tienen que suplir las ausencias, por eso vemos subordinados, en fin, tiene al menos tres estrategias el Presidente para atacar los órganos autónomos.

Por un lado, los debilita día a día golpeándolos a través de sus conferencias mañaneras.

Por otro lado, los busca debilitar con reformas legales como las estamos viendo hoy con el INE en donde lo quiere invadir claramente.

Y, por otro lado, los ahorca presupuestalmente, es una estrategia claramente definida que tiene desde el Poder Ejecutivo para buscar debilitar a los contrapesos.

Y si a eso le sumas una cuarta que es el invadir a los órganos autónomos con nombramientos de subordinados, de personas que tiene claramente un perfil o cargos que dependen del Poder Ejecutivo, la verdad de las cosas es que estamos ante una estrategia perfectamente delineada para acabar con los contrapesos en este país.

Por eso, no, no se le puede dejar pasar cuando el Presidente, voluntaria o involuntariamente, ataca órganos en sus facultades e invade, como en este caso invadió al Banco de México.

El mensaje que le queremos mandar al Presidente, que le mandamos desde nuestro grupo parlamentario, es: Respete la Constitución, tiene usted de sobra facultades para hacer su trabajo; no asuma las facultades que le corresponden a otros poderes y a otros órganos.

En este país, el Banco de México es una institución central que debe ser respetada al máximo en el ejercicio de sus facultades.

Es cuanto, presidenta.

 

ooOoo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *