Senadora Minerva Hernández Ramos, al participar en la discusión de diversos dictámenes de la Comisión de Educación

Intervención de la senadora Minerva Hernández Ramos, al participar en la discusión de diversos dictámenes de la Comisión de Educación.

 

 

 

4 de noviembre de 2020 

Versión de la intervención de la senadora Minerva Hernández Ramos, al participar en la discusión de diversos dictámenes de la Comisión de Educación 

 

En la Comisión de Educación de este Senado, todos sus integrantes coincidimos en que la educación es la mejor inversión que puede hacer un país o una persona.

Nos resulta claro que la educación es el medio más eficaz para el desarrollo y perfeccionamiento de las personas, con mayor razón cuando se trata de la educación de la niñez mexicana, pues todos queremos que nuestros hijos, nietos y las mejores generaciones, tengan mucho mejores condiciones de vida, que las que nosotros tenemos, y sabemos que eso puede alcanzarse a través de la educación.

Por esta razón, resulta inconcebible que en el proyecto para Presupuesto de Egresos 2021, se hayan asignado cero pesos al Programa de Escuelas de Tiempo Completo, cuando se trata de un programa social que ha sido evaluado favorablemente por el Coneval, porque contribuye a los logros educativos de los estudiantes de primaria y de secundaria, además de que ha demostrado reducir el rezago educativo en las comunidades de mayor marginación y altos índices de pobreza.

No podemos entender por qué razón el gobierno no querría financiar un programa que ha demostrado favorecer el desarrollo social de la población, disminuir las tasas de repetición escolar y que al estar acompañado de un servicio de alimentación para los estudiantes, promueve la salud, la prevención de enfermedades y la erradicación de la desnutrición, tal y como fue puntualizada por Naciones Unidas y por los institutos nacionales de ciencias médicas y de salud pública, en diferentes reportes y estudios sobre programas de Escuelas de Tiempo Completo.

Independientemente el grupo parlamentario que representemos, quienes integramos a esta soberanía, no podemos permitir que este programa social esté siendo condenado a la extinción para el año siguiente.

Es inexplicable la falta de voluntad para destinar recursos que permitan a la operación de este programa, pero que sí se mantenga la construcción es un tren, de una refinería o de un aeropuerto.

El presente dictamen tiene por objeto que el Senado de la República haga un respetuoso exhorto a la Comisión de Presupuesto de la Colegisladora, a efecto de que el análisis, examen y discusión del proyecto de Presupuesto de Egresos para 2021, se considere destinar recursos suficientes a este programa de Estudios de Tiempo Completo y garantizar su funcionamiento, y que así, se pueda seguir brindando el servicio educativo a la niñez y adolescencia que viven en zonas marginadas de México.

Asimismo, el Senado estaría también exhortando a la Cámara de Diputados, para que, en ese mismo proceso de discusión y aprobación del presupuesto, nuestros compañeros colegisladores, puedan considerar y, en su caso, determinen dotar de los recursos suficientes para que el Programa de Escuelas de Tiempo Completo continúe funcionando y permanezca este servicio educativo en beneficio de las comunidades mexicanas más vulnerables, de mayores índices de pobreza y a las madres trabajadoras.

Por ello nos congratula que el secretario de Educación, en uso de esta tribuna haya hecho un compromiso público y político ante el Pleno del Senado de que sí prevalecerá este programa presupuestal, porque esto da respuesta a las inquietudes de todos mis compañeros Senadores de la Comisión de Educación, que aprobaron por unanimidad este dictamen.

No dudo que el Pleno también lo aprobará por unanimidad, porque nos une la importancia que tiene la educación de calidad, de excelencia para nuestra niñez mexicana, para los adolescentes y los jóvenes que indudablemente serán quienes forjarán el futuro de México, quienes tendrán que vivir con los efectos y las consecuencias que se desprenden de nuestra labor legislativa.

Por eso conmino a los Senadores y Senadoras a que su voto sea en pro de este dictamen, tal y como lo hará el grupo parlamentario de Acción Nacional.

Quiero hacer un reconocimiento al Senador Rubén Rocha, presidente de la Comisión de Educación así como a mis compañeros integrantes de la Comisión en representación de los diversos grupos parlamentarios de Morena y del Partido del Trabajo, en virtud de que ellos, igual que su servidora, presentaron un punto de acuerdo en defensa de las escuelas de Tiempo Completo,  y hago votos porque estas coincidencias y este ánimo de construcción, en beneficio del país, sean la regla y no la excepción, todas las propuestas que permitan forjar una patria ordenada y generosa y con las que haya una vida mejor y más digna para todos, contarán siempre con el apoyo  de Acción Nacional.

Es cuanto, señora presidenta.

ooOoo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *