Senadora Gina Andrea Cruz Blackledge para referirse al dictamen en materia de revocación de mandato

Intervención en tribuna de la senadora Gina Andrea Cruz Blackledge para referirse al dictamen de las Comisiones Unidas de Puntos Constitucionales; y de Estudios Legislativos, Segunda, el que contiene minuta con proyecto de decreto por el que se reforman y adicionan diversos artículos de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en materia de revocación de mandato.

 

15 de octubre de 2019

Versión de la intervención de la senadora Gina Andrea Cruz Blackledge, al participar en la discusión de un dictamen de las comisiones unidas de Puntos Constitucionales y de Estudios Legislativos Segunda, por el que se reforman y adicionan diversos artículos de la Constitución, en materia de revocación de mandato

 

“Liderazgo no se trata sobre la siguiente elección, sino sobre la siguiente generación”.

Con la venia de la Presidencia.

Compañeras senadoras, compañeros senadores.

Sin duda celebramos la apertura del debate y a la búsqueda de coincidencia de posturas, sin embargo, este gobierno ha dado muestras claras de que está en contra de la democracia, de la legalidad y de la verdadera voluntad popular plasmada en nuestra Constitución.

Este Senado es, sin duda alguna, el último actor de contención de las tentaciones autoritarias y es hoy, más que nunca, la única institución que ha sido capaz de frenar consignas disfrazadas con las que muchas veces se pretende legislar.

Hemos sido testigos de cómo la impaciencia y el capricho son malos consejeros, cuando se trata de diseñar leyes e instituciones que, en visión de algunos será por el bien de México.

La revocación de mandato interpretada por las falsas y autolegitimadas mayorías, es una figura jurídica peligrosa y otro intento de legislar disfrazando la voluntad popular por la voluntad unitaria.

No perdamos de vista que ahí donde la revocación ha sido promovida desde el poder, se ha convertido en un instrumento al servicio de dictaduras.

Recordemos, y hoy más que nunca, que en América Latina la revocación es igual a mandato perpetuo, es igual a quitarle a la ciudadanía cada vez más poder bajo la coartada infame de someterse a un supuesto mandato popular.

Nuestra Carga Magna es muy clara, en México no hay otro mandato popular que el de quienes concurren a las urnas, son las y los electores quienes expresan su voluntad ciudadana.

En el Senado hemos oído una y otra vez que hay un mandato claro de 30 millones de electores. Sí, pero recuerden que hay un mandato, pero no el de la mayoría de la ciudadanía.

No debemos olvidar que más de 60 millones de personas o no votaron o no apoyaron a esta llamada cuarta transformación, un tercio de los electores no es razón suficiente para amañar y deformar las leyes.

Estamos convencidos que la revocación que hoy se discute es solo una simulación, no queremos fantasías electoreras ni iniciativas que disfracen la democracia e intentos de perpetuación en el poder.

¿Cuál es la situación actual de los países hermanos que han aprobado la revocación de mandato?

Venezuela, que está inmersa en una crisis humanitaria y es ahorita un Estado fallido.

Bolivia, en donde hay un mandato interminable de un presidente quien lleva 15 años en el poder.

En Ecuador, que se está viviendo una crisis política que continúa recrudeciéndose.

Y ni qué decir de los 60 años de la terrible dictadura cubana.

¿Esto es lo que quieren para México, gobernantes que se reeligen una y otra vez, crisis política, sin estabilidad y violencia?

Senadoras y senadores, “Sufragio efectivo, no reelección”, fue el lema de Francisco I. Madero, contra un dictador que no reconoció que era momento de dejar el poder.

La no reelección le costó a México un auténtico baño de sangre, tengamos conciencia histórica, tengamos memoria, los intentos de reelección han sido, han tenido consecuencias negativas para la estabilidad política de nuestro país.

Y como un claro ejemplo de ejercicio del autoritarismo y atentados contra la democracia, es lo que se está viviendo en mi estado, en Baja California, que lamentablemente es hoy un terrible precedente de actos de ilegalidad y violación sistemática de la Constitución.

El intento de prolongar artificialmente el mandato constitucional, violando la ley con una consulta ilegal a modo y abiertamente manipuladora de los electores, es una aberración en todos los sentidos y una ofensa a un pueblo que eligió libremente por un gobierno que durará solo dos años y, lo reitero, durará solo dos años.

Por un lado, el presidente señala que ya tenemos une Estado de derecho y que será el Poder Judicial el que tenga la última palabra.

Pero por otro respalda el golpe antidemocrático por medios indirectos, como mítines y visitas casualmente a la entidad en vísperas de la consulta.

Hoy Baja California es crucial, porque ahí se está definiendo si vamos hacia una dictadura o si, en definitiva, abrazamos las causas de la democracia.  La democracia no será fuerte si apostamos por debilitar los órganos constitucionales autónomos y si aplicamos la misma política de obstaculizar el ejercicio de la Administración Pública con recortes presupuestales y descuidos injustificados y abiertamente ilegales.

Senadoras y Senadores, las decisiones que tomemos hoy pueden afectar el futuro de los mexicanos, una tercera parte del pueblo de México ha decidido apoyar una alternativa política nueva, pero que no se entiende que se le ha dado carta de impunidad, sino un voto de confianza.

Tampoco se le dio la libertad para manipular la ley a su antojo y menos aún para engañar al pueblo con falsos ejercicios democráticos, como lo fue la amañada encuesta en Baja California, que se hizo para detener o para dar, o para generar más años a un gobernante y ultraje a la medida.

El día de hoy vemos también cómo se generó una encuesta que hizo detener un megaproyecto tan necesario, como el aeropuerto y del intento de consulta que se ha venido manejando en otros proyectos importantes para nuestro país…

La presidenta Senadora Mónica Fernández Balboa: Senadora Gina, si me permite un momento, la senadora Alejandra León Gastélum le quiere hacer una pregunta si usted acepta.

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Por supuesto.

La presidenta senadora Mónica Fernández Balboa: Sonido, por favor, al escaño de la Senadora Alejandra León Gastélum.

La senadora Alejandra del Carmen León Gastélum: (Desde su escaño) Senadora Gina, compañeras de Baja California, unas preguntas.

¿Quién tiene mayoría ahorita en el Congreso de Baja California?

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: El Partido de Morena, senadora.

La senadora Alejandra del Carmen León Gastélum: (Desde su escaño) ¿Cuándo se pretende publicar la reforma inconstitucional de la ampliación de mandato del gobernador electo de Baja California, también emanado de Morena?

La Senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Bueno, déjame comentarte, senadora, que precisamente la reforma constitucional que se dio el pasado 8 de julio, y que aún no ha sido publicada porque no ha sido enviada al Ejecutivo del estado, pues finalmente no sabemos cuándo se va a publicar, en virtud de que el Presidente de la Mesa Directiva, Catalino Zavala, que será el próximo Secretario de Educación, argumenta que no le encuentran, que está extraviada, que está traspapelada.

Entonces, pues no sabemos cuándo se va a publicar, seguramente lo harán, precisamente un día antes de la toma de protesta del gobernador electo, Jaime Bonilla.

La presidenta senadora Mónica Fernández Balboa: Senadora, perdón, ya le hizo las preguntas, a menos que la Senadora acepte otra pregunta de usted.

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Adelante.

La presidenta senadora Mónica Fernández Balboa: Sonido al escaño de la Senadora León Gastélum.

La senadora Alejandra del Carmen León Gastélum: (Desde su escaño) ¿Quién autorizó la consulta ciudadana para la ampliación de mandato que se llevó a cabo este fin de semana?

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Comentarte, senadora, que de manera ilegal el Congreso de Baja California, y con mayoría de Morena, autorizaron una consulta contraria a la Constitución de la Ley de Planeación.

Obviamente hemos escuchado a, inclusive las autoridades electorales, que esta consulta es totalmente ilegal e inconstitucional.

La presidenta senadora Mónica Fernández Balboa: Senadora, no hay diálogos.

Puede continuar, por favor, senadora Cruz.

No hay diálogos de una y otra.

Continúe, senadora Cruz, por favor.

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Gracias.

La presidenta Senadora Mónica Fernández Balboa: No. Senadora León Gastélum, le voy a pedir un favor, le vamos a dar sonido para que, si la senadora Gina Cruz, para que usted, si acepta, haga su pregunta, su última pregunta porque no son diálogos, estamos en un ejercicio de discusión, y lo que está permitido en el Reglamento es hacerle una pregunta al orador, no tener un diálogo con el orador

Por favor, sonido al escaño de la senadora Alejandra León.

La senadora Alejandra del Carmen León Gastélum: (Desde su escaño) Gracias, presidenta.

Las reglas ya estaban escritas y estaba infringiéndose la Constitución. Nada nos dice que se va a respetar las reglas hoy votadas.

Yo en solidaridad con los bajacalifornianos, y con mi compañera senadora de Baja California, voy a votar en contra de la revocación de mandato porque hemos estado viviendo una atrocidad en el estado de Baja California, donde no respetan la Constitución, y nadie nos garantiza que vayan a respetar estas nuevas reglas del juego, de nuestra Constitución.

Es cuanto.

La presidenta senadora Mónica Fernández Balboa: Le ruego, senadora, que si quiere participar en la discusión se anote en la lista de oradores y no interrumpa la participación de la senadora que está en el uso de la tribuna.

Continúe la senadora Gina Cruz, por favor.

La senadora Gina Andrea Cruz Blackledge: Muchas gracias, presidenta.

Gracias, Alejandra por tu solidaridad y, sobre todo, por responder al pueblo de Baja California.

En el Partido Acción Nacional no queremos que estas corruptelas, prácticas se vuelvan recurrentes y sistemáticas.

Amamos la democracia porque amamos las libertades, ningún argumento con el que se pretende legitimar el autoritarismo es válido, inclusive el que se pretende traducir en necesidades en derechos.

Por lo que reiteramos que nuestro voto será en contra, ya que desde aquí hacemos un llamado a que el estado recupere su dignidad ejerciendo sus potestades legítimas sin engaños y violencia.

Es cuanto, presidenta.

–ooOoo–

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *