Senador Gustavo Madero Muñoz, al participar en la discusión de una moción a la Mesa Directiva

 

Intervención del senador Gustavo Madero Muñoz, al participar en la discusión de una moción a la Mesa Directiva.

 

 

Creo que el momento que estamos viviendo en México con la nueva realidad que el voto mayoritario de los mexicanos se lo dio al Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador y al partido de Morena, inauguró una nueva etapa que debemos de todos entender con respeto y es a lo que lo estoy invitando, señor Presidente de la Mesa Directiva.

Creo que no se vale tratar de empatar marcadores trayendo a colación el tema del senador Ismael en el sentido que él ya dio la cara y se disculpó y tal vez eso es lo que procedería en el caso del presidente de la Mesa Directiva, porque no es la primera ocasión, Presidente, con respeto.

El sentir que ganaron de una manera contundente es un hecho que reconocemos. El reconocer los límites de la investidura es lo que estamos pidiendo que se haga, se lleve a la práctica.

El ser un distinguido militante del partido Morena, que ganó mayoritariamente, es una cualidad que la tiene usted intrínseca, pero al asumir la investidura de Presidente de la Mesa Directiva debe de atender a una responsabilidad mayor que es el vigilar la unidad y la pluralidad del Senado de la República como institución.

Ese comportamiento es el que quisiéramos ver señor Presidente, con todo respeto, tanto en el Pleno como fuera el Pleno, que cuidara no sólo a su partido, sino a todos los miembros de este Senado, a la libertad que tenemos de expresar nuestras ideas, a defender el fuero constitucional, que esa es una de las obligaciones del Presidente de la Mesa Directiva.

Es un límite o tomar la decisión de, si es tanta el hambre de seguir siendo militante de Morena con beligerancia, que se vale, o la posibilidad de atemperar y reprimir un poco sus opiniones, velando por la institución. Son incompatibles en este momento, Presidente, estos dos roles y creo que usted debe de elegir, con todo respeto, si es asumir la Presidencia de la Mesa Directiva, para la cual fue electo, lleva, conlleva intrínsecamente este requisito de velar por todos, no nada más por los de su partido, en todos los actos, no nada más los del Pleno, sino incluso fuera el Pleno, y en los eventos que se organicen en el Senado de la República siempre atender y cuidar la pluralidad.

Es un poco llamado que está en su cancha, Presidente, de así como lo hizo nuestro senador, asumir un yerro, también en su caso hacer lo propio y corregirlo para que no vuelva a suceder y lastimar a los que no estamos en el partido Morena, pero que también somos senadores de la República con el voto directo de los ciudadanos de este país.

Muchas gracias.

 

 

ooOoo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *