Intervención de la senadora Alejandra Noemí Reynoso Sánchez, en la comparecencia del secretario de Salud

Intervención de la senadora Alejandra Noemí Reynoso Sánchez, en la comparecencia del secretario de Salud, Doctor Jorge Alcocer Varela, ante la Comisión de Salud.

15 de marzo de 2019

Versión de la intervención de la senadora Alejandra Noemí Reynoso Sánchez, en la comparecencia del secretario de Salud, Doctor Jorge Alcocer Varela, ante la Comisión de Salud

Gracias, senador Presidente.

Señor secretario, sea usted bienvenido a este Senado y agradecemos la exposición de estos primeros 100 días.

Y no dudamos de las buenas intenciones que esta administración tiene, y del programa que hoy nos presentan; sin embargo, hay diversos retos para cumplir con cabalidad lo establecido en el artículo 4 constitucional.

Yo lo he comentado con el doctor Navarro, que específicamente en el tema de salud pareciera que el derecho a la salud depende en dónde se trabaje o qué edad se tenga, para ver qué institución le proporciona el servicio con calidades diferentes, o aún así si fuese por el Seguro Popular, dependiendo de la edad, entonces tendrá derecho a la atención y a los medicamentos.

Y esto lo convierte en un sistema discriminatorio, y que es un reto realmente mayúsculo el poder unificar en el complejo sistema de salud que se tiene, pero también los recursos públicos de los que se dispone, y en esta dependencia son demasiado limitados comparados con el presupuesto autorizado en el 18, que si bien creció en 1.4, en términos corrientes, es menor en términos reales al 2018, y dado que cada año la demanda es mayor, y también en la naturaleza del bono demográfico y cómo va avanzando nuestra población, en este sentido.

Si realmente queremos cambiar el estado de las cosas, la Secretaría debería acceder a un mayor presupuesto público; hay que recordar que la Organización Mundial de la Salud recomienda que, para proveer a la población de los servicios básicos en salud, es necesario que los países inviertan al menos el 4.6 del PIB.

Y en este rubro, en México, apenas alcanzamos el 2.5, y con mucho trabajo, creo yo; entonces esta situación, sin duda, se ha agravado cuando el presupuesto de salud se disminuye y en las medidas de austeridad también bien un recorte para un derecho básico e indispensable como la salud.

Bajo este escenario, señor secretario, y entendiendo que las prioridades que nos mostró a corto plazo, digamos que los retos a corto plazo entran el abasto del medicamento, el mantenimiento de inmuebles, de equipo y la contratación de personal, ¿cómo se piensa abatir el rezago en la atención con un presupuesto tan limitado y con estos retos tan grandes que se tienen, más en el corto plazo y entendiendo que en dos años la meta se va ampliando?

Y que también lo mencionó en la exposición, pero ¿cómo resolver el problema de abasto de medicamentos y el mantenimiento de los equipos?, porque no solamente son las nuevas demandas sino lo que ya está y planteado también en el mantenimiento de equipos, de inmuebles, contratación de personal y específicamente en el abasto gratuito de los medicamentos, cuando el presupuesto o más bien el porcentaje, perdón, de recetas surtidas de forma completa cayó en un 20 por ciento en las unidades médicas del sector salud.

¿Cómo lograr o como se puede ofrecer un servicio de salud de calidad cuando la inversión en obras para construir, ampliar, rehabilitar y equipar unidades de consulta externa y unidades de hospitalización en general y de especializadas se han desplomado en un 90 por ciento?

Entendemos que el reto es lo que está construido cómo se mantiene, cómo se terminan todos los hospitales en el país y cómo se le da, además, no solamente la terminación, sino el equipamiento necesario para su atención y aprovechamiento.

Y, por último, me llamó la atención que en la exposición se refiere a una red de corrupción en Cofepris, en este sentido, saber cuántos funcionarios han sido denunciados de esta red de corrupción que se ha detectado.

Es cuanto y muchas gracias.

 

 

ooOoo

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *