Twitter/SenadoresdelPAN
Senado.PAN
SenadoresPANTV
SenadoresdelPAN
Correo GPPAN
Artículos en periódicos

Senadora Laura Rojas Hernández: TPP11

Los países que conforman el CPTPP representan el 13.5 % del PIB global; entre ellos se efectúa el 17% del comercio mundial

Después de meses de negociaciones en los que las probabilidades de lograr su consolidación eran inciertas, los ministros de Economía de Japón, Canadá, Australia, Vietnam, Nueva Zelanda, Perú, Chile, Malasia, Singapur, Brunéi y México suscribieron este ambicioso acuerdo de libre comercio con el que reafirman su convicción a favor de la integración comercial justo en un momento en el que el nacionalismo y el proteccionismo siguen apareciendo y reapareciendo en diversos lugares y formas, y en un ambiente tenso por la amenaza del presidente Donald Trump de iniciar una guerra comercial y del anuncio de imposición de aranceles de 25 por ciento a las importaciones de acero y 10 por ciento a las de aluminio, de los que se eximen, por ahora, a México y Canadá.

A partir de la llegada de Trump a la Casa Blanca y de la renegociación del TLCAN, quedó más que clara la necesidad de que México diversifique y profundice sus relaciones comerciales, por lo que este nuevo acuerdo con una región como Asia–Pacífico, que es cada vez más relevante, es muy oportuno.

Los países que conforman el CPTPP representan el 6.8 por ciento de la población de todo el mundo, el 13.5 por ciento del PIB global y entre ellos se efectúa el 17 por ciento del comercio mundial. El TPP11 permitirá que nuestros productos tengan acceso a seis nuevos mercados (Australia, Brunéi, Malasia, Nueva Zelanda, Singapur y Vietnam) que, en conjunto, suman 155 millones de consumidores potenciales. También le permitirá profundizar el acceso al mercado agroalimentario de Japón y consolidar las preferencias arancelarias con Canadá, Chile y Perú.

Le brinda de un acceso preferencial mediante la eliminación y reducción de aranceles sobre productos industriales y agrícolas; el 90% de los productos mexicanos tendrá acceso inmediato a los mercados de los 10 países restantes, sin el pago de aranceles (liberalización inmediata), mientras que un 9% tendrá plazos de desgravación de 5 a 15 años y un 1% bajo esquemas parciales.

México concedió acceso inmediato a un 77% de los productos provenientes de sus socios; un 3% con plazos de desgravación a 5 años y un 19% en periodos de largo plazo (10 a 15 años) y un 1% con concesiones parciales; protegió 14 denominaciones de origen de productos emblemáticos de nuestro país (café, azúcar, lácteos, arroz y atún, entre otros).

Consolida preferencias comerciales con Canadá, Chile y Perú, así como profundiza el acceso al mercado de Japón; en tanto, el sector agropecuario mexicano es uno de los que más se beneficia, ya que productos como la carne de res, carne de pollo, huevo, jugo de naranja, salsa de tomate, miel, aguacate, entre otros, podrán entrar libres de arancel a los mercados de los socios.

Una vez realizada la firma del CPTPP, en cada uno de los 11 países firmantes se deberá de cumplir un procedimiento interno para la ratificación del acuerdo y entrará en vigor 60 días después de que al menos seis de los países signatarios notifiquen por escrito la ratificación del Tratado a Nueva Zelanda, país depositario del Tratado.

En el caso de México, se espera que el Ejecutivo federal turne este instrumento al Senado de la República para su análisis y eventual aprobación, probablemente durante este mismo periodo ordinario de sesiones.

Publicado por Excélsior, 11 de Marzo de 2018